Cuando llega hasta nosotros la noticia del reconocimiento que la UNESCO ha hecho a la gastronomía francesa, no podemos dejar de reflexionar sobre el sentido y el valor de tal declaración. Evidentemente el organismo internacional no ha premiado un repertorio de recetas ni de técnicas culinarias, no se ha distinguido a una larga lista de famosos cocineros ni a una voluminosa bibliografía de incuestionable valor.

Aún y cuando, la comida mexicana es bastante popular entre los comensales del mundo, es poco lo que se sabe más allá de los burritos, los nachos, tacos y el picante; cuando la gastronomía del país azteca guarda en su menú una vasta variedad de platillos. Sin embargo, algunas de las cosas que enriquece más la cultura gastronómica de México es la tradición que encierra su preparación, desde el cultivo de los productos hasta el momento de sentarse a comer y cómo su metódica elaboración ha sido transmitida de generación en generación con especial cuidado.

El pan de especias del Norte de Croacia reconocido por la UNESCO

Con forma de corazón y lleno de espejos, el pan de especias del Norte de Croacia es una de las opciones más características de la gastronomía croata. Trabajado artesanalmente, este peculiar pan se unió recientemente a la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la UNESCO ya que su preparación ha sido una tradición que se ha mantenido a través de siglos entre los croatas.

Subscribe to RSS - Gastronomía Típica